tarjetas revolving

Muchos se preguntan qué son las tarjetas revolving, pues así se le llama al tipo de tarjeta de crédito en el que las compras se pagan a plazos. Su principal “ventaja” es que tú mismo decides cuánto quieres abonar periódicamente. Y en esta oportunidad, te diremos todo sobre las tarjetas Revolving: qué son, ejemplos de casos abusivos y cómo solucionar.

Este tipo de tarjetas funcionan como microcréditos y aplican unos altos intereses de entre el 20 y el 30%. Eso sí, todo lo vas pagando con unas cuotas bastante bajas. Lo malo es que la deuda se alarga indefinidamente, por una compra de 900 euros podrías acabar pagando 2900 euros.

Casos de tarjetas revolving abusivas

tarjetas credito abusivas

Este 4 de marzo, se dio a conocer una nueva sentencia del Tribunal Supremo que respondía a un recurso interpuesto por la entidad Wizink, confirmando la usara de una de sus tarjetas. Se trata de un contrato del 2012, con interés abusivos que llegaban al 27.24%. Sin duda alguna, las tarjetas revolving Wizink hicieron que el tema aumentara su popularidad en los últimos días.

La sentencia de las tarjetas revolving en España también apunta la falta de transparencia en estos contratos complejos. Además, ataca que como se trata de cuotas fijas y bajas, se paga una gran parte de intereses y se amortiza poco capital que convierte al usuario en el deudor cautivo de una gran deuda. Así que si llevas varios años pagando cuotas pero tu deuda no termina nunca, probablemente tengas una tarjeta revolving.

¿Qué se puede reclamar en este tipo de casos?

El 25 de noviembre del año 2015, el Tribunal Supremo anuló una tarjeta revolving amparándose en la Ley de 23 de julio de 1908. ¿Por qué? Porque consideró que el interés establecido en el 24,60% era usurero. La contratación de la tarjeta fue en junio de 2001, siendo en ese momento el doble del interés medio ordinario en este tipo de operaciones.

Cuando suceden casos como con las tarjetas revolving, puedes reclamar la nulidad del contrato y la devolución del exceso de intereses pagado. ¿Te decidiste a hacerlo? Entonces échale un ojo a los siguientes escenarios.

tarjetas revolving

  • Si has pagado más de lo prestado: tendrás la oportunidad de reclamar judicialmente la nulidad del contrato y el exceso de capital más, los intereses, el seguro y cualquier comisión que te hayan cobrado.
  • Si todavía no has pagado: podrás reclamar la nulidad del contrato, la devolución de los intereses, el seguro, las comisiones y abonar a la entidad prestamista el capital prestado que te quede pendiente por pagar.

Documentación necesaria para llevar a cabo el reclamo

  • Recibos o liquidaciones: te llegan por correo o a través de plataformas online.
  • Contrato de tarjeta (no es necesario en todos los casos).

Como seguramente te has dado cuenta, son pocos los requisitos que se necesitan para llevar a cabo una reclamación de tarjetas revolving. Sin embargo, debes contar con la ayuda de un equipo como el de Adiós a mis deudas para que el procedimiento sea rápido y efectivo. Gracias a los profesionales expertos de ARAN Advocats, podrás estar 100% seguro de que el resultado traerá múltiples beneficios para ti. Y si no cuentas con la documentación necesaria, ¡nosotros te ayudaremos a conseguirla!

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *